Reflujo gástrico

Jueves, octubre 20th, 2011

Contra el reflujo gástrico hay una serie de medidas que ayudan, como por ejemplo evitar la ropa ajustada en el abdomen, fraccionar la comida, practicar deporte, inclinar el tórax hacia abajo y elevar la parte superior del cuerpo para dormir (poniendo, por ejemplo, un ladrillo bajo las patas delanteras de la cama).

En cuanto a los alimentos, hay que evitar todo aquello que provoque ardor:

–          El chocolate.

–          La leche, cuyas grasas y proteínas estimulan la acidez en lugar de evitarla.

–          Alimentos grasos, que aumentan la secreción de ácidos estomacales. En este grupo de alimentos tenemos embutidos, salgas, pasteles o mantequilla.

–          Cítricos, como la naranja o el limón, aumentan la acidez del jugo gástrico, empeorando la situación.

–          La menta, como el chocolate, relaja el músculo del esfínter, lo que empuja la aparición de reflujo gástrico.

–          Tomates.

–          Cebolla, que irrita la mucosa del esófago, igual que las especias.

–          Muchas de las bebidas más comunes, como las gaseosas, las alcohólicas, e incluso el café o el té.